• 36k
  • 33
Promueve tu Negocio \ 7 Noviembre 2018

Cómo crear un podcast: guía paso a paso

Empecemos por el principio. Podcast es la combinación del formato de radio tradicional y la tecnología de grabación 2.0, animado por los valores de Internet y la cultura del libre movimiento. Los podcasts no sólo son excelentes alternativas al video para aquellos con aspiraciones de convertirse en la nueva estrella de YouTube,  sino que también son una forma efectiva de interactuar con la audiencia y captar su atención. La idea de crear un podcast, (normalmente) en forma de transmisión online de audio, puede parecer novedosa pero no lo es. El primer podcast de la historia vio la luz en 2004 y, desde entonces, ha tenido un resurgir. Hoy en día, son una excelente alternativa a un blog si prefieres vocalizar tu opinión con palabras y no con escritos. Producir un podcast requiere un poco más de trabajo que escribir un artículo pero son más fáciles de digerir para el público ya que pueden escucharlos en cualquier lugar y mientras hacen otra cosa.

Antes de presionar el botón de grabación y publicar tu podcast en iTunes o en tu propia página web, hay algunas cosas que debes tener en cuenta. Aquí te pasamos nuestra guía paso a paso sobre cómo crear un podcast:

01. Define tus objetivos

Antes de entrar en el estudio de grabación, o simplemente presionar el botón de tu grabadora, debes estar consciente al 100% en qué te estás metiendo. Lo primero que debes hacer es definir el objetivo de tu podcast. Puede ser tan simple como un “quiero entretener” o un “quiero informar”. Independientemente del tema que elijas, lo importante es que te apasione. Una vez que hayas fijado el objetivo final del podcast, siempre podrás volver a él para comprobar que cada acción que realizas va acorde a los objetivos iniciales.

Es ahora el momento de tomar decisiones estratégicas importantes, tales como los temas que tratarás en tu podcast para que tu audiencia sepa que es lo que le espera si pinchan “Play”, así como también la frecuencia, programación y estructura de tus episodios. Si tienes un socio o coanfitrión para tu podcast, define los roles con anticipación. Por ejemplo, uno estará a cargo de editar el audio para el podcast y publicarlo y el otro será responsable de todo el trabajo gráfico necesario para los episodios; y ambos estaréis al cargo de las redes sociales. Cuanto antes establezcas estos temas, mejor.

02. Acepta la verdad (aunque sea dura)

Producir tu propio podcast será muy divertido, especialmente si te apasiona el tema que tratarás en él. Sin embargo, deberás enfrentar ciertas cuestiones inevitables. Se trata de ese tipo de duras verdades con las que tendrás que vivir para poder avanzar, pero tampoco deberían desanimarte. Estos son algunos ejemplos de lo que te espera:

  • Lo sentimos, pero es más que probable que haya varios podcasts como el tuyo y es probable que cubras los mismos temas incluso en varios episodios. De todos modos, el mundo del podcast no tiene una única opinión así que asegúrate de dar lo mejor de ti.
  • Hazlo por diversión, no por la fama. Si lo que buscas es dar el gran salto al estrellato con uno de tus episodios, terminarás decepcionado a la audiencia y a ti mismo. Ser constante en la creación y publicación de tus podcast y mantener la pasión del primer día es ya todo un éxito.
  • Esto se convertirá en un trabajo rutinario y es cierto que a veces te dará pereza ponerte a grabar los podcasts pero tendrás que hacerlo. Es como ir al gimnasio: no tienes que hacerlo, pero sabes que deberías.

03. Equípate

Tal como ocurre cuando comienzas un negocio o proyecto nuevo, lo más probable es que no tengas todo lo que necesitas para iniciar tu propio podcast. Incluso si crees que lo tienes, es probable que no lo tengas. Sí, es cierto que todo lo que técnicamente necesita es un tema del que hablar y un dispositivo de grabación, pero si quieres que tomen en serio tu podcast, deberás invertir en algunos equipos básicos. Un micrófono, un sistema de grabación, una mesa de mezclas y edición de audio., por poner un ejemplo.

  • Uno, dos, probando: El tipo de micrófono que compres dependerá en gran medida de del modo en que grabes tu audio pero los micrófonos USB abundan tanto en disponibilidad como en rango de precios. Nuestro consejo es que te excedas un poco en tu presupuesto para micrófono para conseguir una realmente bueno.
  • Grabación: una vez que te hayas decidido por un micrófono, deberás averiguar cómo grabar tu audio. Hay varias formas de hacerlo pero una de las más fáciles es grabar directamente en tu computadora usando un software de grabación. Hay muchas opciones gratuitas disponibles y la mayoría de las computadoras vienen con programas de grabación de audio incluidos (súper básicos pero útiles).
  • Tiempo de edición: una vez que hayas grabado tus pistas de audio, tendrás que encontrar un software para editarlo y hacer que suene bien. Esto incluye agregar varias pistas juntas si tienes más de una persona hablando, eliminar pausas, silenciar momentos, agregar efectos de sonido y agregar música de fondo. Hay muchos softwares entre los que puedes elegir, pero si estás buscando uno de confianza y gratuito para facilitar el proceso, prueba Audacity. Cuando agregues la música y los efectos de sonido, no pienses que puedes decidirlo a la primera y elegir lo primero que tengas a mano. Bueno, en realidad, puedes, pero no te sorprendas si te llega una denuncia por infracción de derechos de autor. Al igual que cuando usas imágenes de archivo, tienes que asegurarte de que la pista tenga la licencia adecuada para ser usada o si estás utilizando pistas de libre uso. Uno de los mejores recursos para encontrar música gratis es YouTube. Su biblioteca de sonidos contiene muchísima música para que los creadores la agreguen a sus videos, pero también es música sin derechos, por lo que habrá más gente usando la misma pista que tú para cualquier cosa. Además de esto, hay varios artistas que publican su propia música para ser utilizada de forma gratuita siempre y cuando acredites su trabajo.
  • Encuentra dónde alojar el podcast: después de grabar y editar tu podcast, necesitarás subirlo a algún lugar. Y tras subir un nº razonable de episodios, probablemente debas pagar. No son pocas las opciones para elegir pero investiga bien antes de decidirte por una.

Consigue un buen equipo

04. Cumple con tu horario y planifica tu ocio

Puede que te consideres una persona puntual y responsable, pero incluso si tu podcast es simplemente un pasatiempo, habrá ocasiones en que no querrás hacerlo. Una invitación de última hora a un almuerzo con amigos o para ver un estreno en el cine llegará justo en el momento exacto en que planeabas grabar tu próximo episodio. Pero no te preocupes. Hay formas de evitarlo. Para eso, tendrás que planificar con anticipación:

  • Digamos que lanzas tu nuevo podcast todos los martes por la mañana. Entonces intenta no grabar el lunes por la noche a menos que te guste ese tipo de estrés. Permitirte un respiro entre la grabación y la edición puede darte una perspectiva diferente sobre cómo fue el podcast y que quizás te des cuenta de que aquello que quisiste eliminar merece la pena ser mantenido. Eres como un artista que lucha con una pintura, a veces necesitas regresar con las orejas frescas.
  • Cuando grabes, debes intentar mantener tus episodios en el mismo rango de tiempo. El punto justo suele ser de entre 40 minutos a una hora. No importa de cuánto tiempo decidas hacer tus episodios pero mantenerlos en el mismo tiempo puede ayudar a crear expectativas para tus oyentes así que no conviene que tengas un episodio de una hora por semana y, de repente, publicar uno de 20 minutos.
  • Para estar organizado, una buena idea es tener un guión con los puntos que analizarás en el episodio que estás grabando. Es clave para continuar en el tema y no desviarte. Por otra parte, desaconsejamos realizar un guión letra por letra de cada episodio. Nadie quiere escucharte leer, a menos que ese sea el objetivo de tu podcast.
  • Puede que no pase al principio, pero llegará un momento en el que literalmente te de pereza ponerte a grabar. Es algo normal y natural  pero puedes tener un plan B para estos días, grabando algunos episodios a modo de comodín para tenerlos listos para publicar en cualquier momento que los puedas necesitar.  Es posible que organizar una sesión extra de grabación parezca tediosos o hasta imposible -especialmente si tiene coanfitriones- pero vale la pena el esfuerzo extra. Te lo aseguramos, más tarde te lo vas a agradecer.

05. Promueve tu podcast en las redes sociales.

Quizás no te hayas dado cuenta pero puedes pasar más tiempo en las redes sociales que grabando tu podcast (y por una buena razón). Si tienes un podcast semanal, hay un día a la semana en el que tus oyentes te dedicarán su atención. Al compartir tu contenido original y, el contenido relevante de otros, en tus redes sociales, puedes mantenerte en el juego todos los otros días en los que no tengas un nuevo episodio para lanzar. Obviamente, las redes sociales son una gran plataforma para impulsar tu marca pero también para encontrar a tu público e interactuar con los que te siguen. No ahorres en esto. Aquí es donde estarás cuando no estés grabando, editando o cargando tu último episodio.

Promueve tu podcast en las redes sociales.

06. Envía tu podcast a todos lados

Cuando empieces a configurar tu podcast en línea con la página en donde la alojes, recibirás una URL del mismo. Para enviar tu podcast a diferentes directorios como iTunes, Google Play o SoundCloud sólo tendrás que completar un formulario con el nombre del podcast, página web y URL. Algunos envíos requieren un poco de trabajo extra así que si estás atascado, simplemente busca “Cómo enviar un podcast ” en Google y lo más probable es que encuentres la respuesta que estás buscando. Incluso si nunca has oído hablar del directorio de podcasts o no crees que valga la pena tu tiempo, piénsalo otra vez. Estás buscando exposición con tu podcast así que crea una red lo más amplia posible.

07. Dale visibilidad a tu podcast con una página web

Es genial ir a iTunes y encontrar tu propio podcast pero no hay nada mejor que una página web  específica para tus creaciones que además de información extra sobre los mismos. No sólo puedes vincular tu podcast a cualquier plataforma para que la gente puede escuchar sino que puedes lograr muchas más cosas. Tu página web es tuya y no estarás nunca limitado como en plataformas del tipo iTunes o Google Play. Tu página web es también el lugar donde puedes compartir más sobre ti y los otros anfitriones en caso de que tus seguidores quieran conocer al equipo que hay detrás de tan buen contenido. Además es una manera perfecta para aumentar posibilidades comerciales,  siempre y cuando cuentes con una página de contacto actualizada. Piensa en tu página web como una extensión de tu marca, como un lugar para mostrar tu logotipo y todos los otros elementos de marca.

¿Listo para hacer tu podcast en línea? ¡Crea hoy tu página web con Wix!

Publicado por Equipo Wix

Bienvenido al Blog de Wix

Únete al Blog de Wix ¡Para estar al tanto de novedades!

La dirección de email no es válida.

El Email ya existe

La dirección de email no es válida.

¡Suscríbete al Blog! \ 

Diseño web, tendencias, consejos para
emprendedores ¡y todas las novedades sobre Wix!

La dirección de email no es válida.

El Email ya existe

La dirección de email no es válida.