¿Qué es la marca personal?Guía paso a paso para crearla y promocionarla


Si miras a tu alrededor seguro que puedes identificar al menos cinco marcas al alcance de tu mano. Las marcas están en todas partes: en lo que vistes, en lo que comes y en cada pedazo de contenido que absorbes a lo largo del día – consciente o inconscientemente. Las buenas marcas han sabido venderse de muchas formas para ser recordadas, ya sea a través de un logotipo, un eslogan con gancho o con solo un tono azul (sí, nos referimos a Facebook).


A diferencia de las empresas o los influencers y celebridades, las marcas no tienen por qué pertenecer a organizaciones o personas famosas. Tú también eres una marca, lo quieras o no. Por eso debes ser responsable de tu propio branding personal. Si no lo controlas, estarás permitiendo que otros lo hagan por ti. Es tan sencillo como que un amigo te etiquete en una foto pueril en las redes sociales o que alguien hable de ti tergiversando la imagen de quien realmente eres. No dejes que suceda. Toma las riendas de tu marca personal y proyecta tu mejor versión.


A la hora de buscar un trabajo, ser admitido en la universidad o hacerse un nombre como empresario o freelancer, nuestro personal branding juega un papel muy importante, casi determinante. Te permite usar lo que tienes para obtener lo que necesitas. En este artículo te contamos qué es la marca personal y los pasos para crearla.



¿Qué es la marca personal?


La marca personal es prácticamente lo mismo que tu reputación. Es la imagen de ti que proyectas en la gente y el impacto que eso tiene dentro y fuera de tu entorno profesional.


Independientemente de la etapa profesional en la que te encuentres (estudiante, candidato a un trabajo, empresario o freelancer), tu branding personal es esencial. A través de tu marca conjugas tus aptitudes profesionales, tu personalidad y todo aquello que hace de ti lo que eres. Y si tu forma de vestir y de hablar también son importantes, en el mundo de hoy en día también lo es tu imagen online, o mejor dicho, tu marca personal online.


Por eso, a continuación vamos a mostrarte cómo crear una marca personal y profesional en todas las facetas de tu vida: desde conocer tus puntos fuertes y lo que te diferencia del resto, hasta crear una página web y gestionar tu marca personal en redes sociales.



Beneficios de la marca personal


Como marca personal podrás crear toda una historia alrededor de tu identidad y no limitarte a vender únicamente tu imagen o tus servicios. La gente te empezará a conocer por lo que dominas y mejor sabes hacer, lo que te permitirá tener la oportunidad de ser percibido como un todo. Además, tener un branding personal te reporta muchos beneficios:


  • Generas cercanía y empatía. Al hablar abiertamente de ti, te conviertes en una figura más 'humana' y menos 'comercial'.

  • Creas una identidad. Con el personal branding la gente sabrá perfectamente lo que les puedes ofrecer y podrá confiar en ti para determinadas cosas.

  • Tendrás más oportunidades. Con un branding personal sólido, tus probabilidades de tener ofertas laborales, entrevistas de trabajo, promociones, contactos, clientes, etc., serán mucho mayores.

  • Te diferencias del resto. Una marca personal te permite presentar las cualidades únicas que te diferencian del resto en tu campo de especialización.



¿Cómo crear una marca personal?


01. Reúne toda la información


a) Conócete mejor


Existen varias formas con las que puedes conocer tu perfil profesional, ya sea de forma introspectiva o investigando cómo eres percibido por la gente:


  • Conoce tus puntos fuertes: identifica tus mejores cualidades para convertirte en un líder mejor, comunicar mejor y dar pie a un mejor desarrollo personal. Para ello puedes preguntarle a diez personas de tu total confianza cuáles son, en su opinión, tus tres puntos fuertes y elegir los que más se repitan. También puedes hacer un test de personalidad como el famoso Indicador Myers-Briggs o el Cuestionario VIA-IS para descubrir tus fortalezas personales.

  • Céntrate en tus pasiones e intereses: las actividades que te llenan de satisfacción en tu vida son igual de importantes que tus puntos fuertes. Y eso es porque cuando haces algo con pasión, lo haces motivado y lleno de energía, y eso la gente lo percibe.

  • Establece tus valores: tus valores te definen y guían tu forma de vivir la vida. Son un conjunto de principios a los que jamás renunciarías, pase lo que pase. Si son positivos, la gente se sentirá más conectada contigo.

  • Busca tu inspiración: ¿Hay alguien a quien admires? Si es así, piensa cómo podrías enfocar tu branding personal para emular el suyo. No nos referimos a que lo copies, sino más bien a que te inspires en él. ¿Cuál es el motivo de su éxito? ¿Qué puedes aprender de él? Cuando respondas a estas preguntas procura ser auténtico y sincero contigo mismo en lugar de buscar algo lejos de lo que realmente eres.


b) Enumera tu formación y experiencia laboral


Elabora una lista con las experiencias más importantes de tu vida y tu trayectoria profesional. Incluye también tu formación académica, los cursos de capacitación que hayas hecho y tus aficiones. Todo esto es lo que te hace especial.


Crear esta lista también te ayudará a saber de qué hablar según tu interlocutor (trabajo, clientes, etc.) y a actualizar tu CV, cuentas en redes sociales, página web y otros proyectos basados en contenido. También te servirá para respaldar las aptitudes y puntos fuertes mencionados antes.


c) Enfócate en un objetivo


¿Qué esperas conseguir en un año? ¿Y en cinco años? ¿Y en diez? Tener objetivos realistas te ayudará a tener una visión clara de tu marca personal que, no solo entenderás tú, sino también cualquiera que contacte contigo. De esta forma, cuando hables de ti o lo hagan los demás, serás conocido por esa visión y la gente te recordará por ello.


Si no estás seguro de cuál es tu visión, usa tus experiencias, pasiones y puntos fuertes para crearla. También puedes hacer un test de orientación vocacional como el IKIGAI.


IKIGAI es un concepto japonés para encontrar tu 'razón de ser'. Consiste en identificar 'qué te hace feliz', 'qué puedes aportar al mundo', 'en qué eres bueno' y 'cómo puedes ser recompensado económicamente'. Mezclando todas las respuestas podrás descubrir tu razón de ser o propósito en la vida.



d) Conoce a tu audiencia


Antes de nada debes definir a tu audiencia. Son las personas que te generan oportunidades en tu campo de especialización. Es un público accesible y razonablemente fácil de localizar (no son, por ejemplo, los CEOs de una compañía de la lista Fortune 500). Además, bastantes de ellos buscan el tipo de imagen que ofreces como marca personal en lugar de ser tus clientes.


Una vez que hayas definido tu audiencia, llega el momento de encontrarla. Busca una forma de dirigirte a ella e iniciar una relación profesional. Cuando logres captar su atención, ten preparado de antemano lo que quieres comunicar. Debes ser capaz de explicar por qué y cómo tu audiencia se puede beneficiar de tus cualidades y aptitudes. Este es el momento donde, por fin, pondrás en práctica tus valores, así que hazlo con profesionalidad, seguridad y carisma.


e) Desarrolla tu historia


Con la información anterior - tus puntos fuertes, pasiones, intereses, experiencias y audiencia - podrás crear tu propia historia, única y personal. Haz que sea fácil de recordar y compartir una y otra vez en conversaciones y en el contenido de tu página web. Con tu historia lograrás perfilar el tono y voz de tu branding personal.



02. Pasa a la acción


a) Preséntate de forma profesional


Crear marca personal es cuestión de pasar de la palabra a la acción. Es decir, tanto tu forma de hablar como tu forma de vestir, entre otras cosas, serán determinantes en la forma en que te perciban los demás. Por tanto, es importante que trasmitas una imagen profesional, agradable y natural en todas las facetas de tu vida, tanto personal como online.


Hoy en día, marca personal y reputación online van unidos de la mano. Una forma de conocer tu imagen online es buscándote en Google. De hecho, deberías buscar online tu nombre para comprobar si internet te retrata con la imagen que deseas transmitir. Según varios estudios, el 70% de las empresas de selección de personal descartan candidatos por la información que obtienen online. No descuides este tema. Haz una especie de auditoría para conocer tu reputación online personal y elimina cualquier fotografía, video, artículo u otro contenido que pueda perjudicar negativamente tu personal branding. Puedes hacerlo tú mismo o usar un software como BrandYourself para eliminar información sobre ti que no deseas que aparezca en los resultados de búsqueda.


Por último, recuerda que al crear tu marca personal online estarás expuesto a que cualquiera pueda verte en cualquier momento. Así que procura ser educado y respetuoso siempre.


b) Construye credibilidad


Adquirir un estatus profesional generando credibilidad es algo que exige constancia y trabajo. Es una labor que te obliga a estar activo en tu comunidad y también a nivel online. Aquí tienes varios consejos para trabajar tu marca profesional y adquirir notoriedad:


  • Haz networking en eventos y grupos/asociaciones comunitarios de tu ciudad.

  • Orienta y presta consejo a otras personas con menos experiencia en tu industria.

  • Busca un mentor que te oriente.

  • Ofrécete voluntario para dar charlas en eventos importantes.

  • Trabaja en proyectos colaborativos en tu campo de especialización.

  • Organiza tus propios eventos (Happy Hours, charlas, etc.).

  • Únete y participa activamente en organizaciones y comunidades.


Cualquiera que sea la actividad que elijas, elige aquella que más interés y pasión de despierte. No solo por disfrutarla, sino porque al hacerlo motivado transmitirás interés y sinceridad.


03. Presenta tu marca personal


a) Crea un CV online


Sin duda, un currículum en papel es una excelente manera de describir tu trayectoria profesional, tus experiencias, tus aptitudes y tus logros. Sin embargo, con una versión online de tu CV conseguirás lo mismo y también forjar una marca personal digital. En un CV online puedes incluir elementos o secciones que no tienen cabida en el formato de papel. Es más, puedes personalizar la página web de tu currículum a tu gusto sin alterar su esencia y orden.


¿Por dónde empezar? Esta guía para crear un CV online es un buen punto de partida. Contiene todos los pasos a seguir para crear una página web profesional para tu currículum: desde qué plantilla elegir hasta cómo agregar diferentes secciones, optimizar su posicionamiento en buscadores y mucho más. Si necesitas algo de inspiración para arrancar, te recomendamos que consultes estos increíbles ejemplos de plantillas para CV online de muchas profesiones populares: negocios, diseñadores gráficos, estudiantes, etc.


Si quieres llevar tu CV online al siguiente nivel, puedes crear un blog y alimentarlo regularmente con artículos interesantes (un recurso fantástico para mejorar tu SEO). Y si lo que buscas es tener repercusión en los medios, puedes agregar un dossier de prensa a tu página web. Cualquiera que sea tu elección, recuerda que en el mundo digital, impresionar no solo es un objetivo, es una exigencia.



b) Cultiva tu marca personal en redes sociales


En el mundo actual, marca personal y redes sociales son conceptos casi inseparables. Las redes sociales son un espacio importante para venderte y desarrollar tus acciones de branding personal. También constituyen una estrategia para dirigir tráfico hacia tu página web. Hay muchos lugares donde puedes darte a conocer: LinkedIn, Facebook, Instagram, Twitter, YouTube, Medium, Pinterest, etc.


Sin embargo, no tienes que ser activo en todas ellas. Para una sola persona puede resultar muy agobiante y, además, bastante ineficaz. Lo recomendable es empezar con los canales más importantes y populares, y después, si tienes el tiempo, trabajar otros canales nicho (ej. espacios especializados en videos, diseño, etc.) que mejor sirvan a tus intereses.


En general, estos son los canales en los que te recomendamos cultivar tu marca personal:


  • LinkedIn es un canal muy recomendado para el branding personal por tratarse de un currículum sin límite de páginas. En LinkedIn también puedes conectar con otros profesionales y empresas, participar en grupos de interés y compartir noticias. Aquí tienes varios consejos para perfeccionar tu perfil en LinkedIn.

  • Facebook es indiscutiblemente la red social más popular. Está llena de oportunidades: puedes crear una página en Facebook para tu negocio, lanzar campañas, unirte a grupos y un sinfín de cosas más. Facebook es básicamente una especie de agenda online de teléfonos pero con multitud de recursos. Piensa en esto: cuando necesitas más información sobre una persona (conocer su rostro, saber a qué se dedica, quiénes son sus amigos, etc.), ¿dónde la consigues? Probablemente en Facebook.

  • Instagram es el canal preferido de los millennials y el lugar perfecto para dar protagonismo a los elementos visuales de tu personal branding como imágenes y videos. En tu Instagram Bio también puedes describir tu marca y tienes la opción de enlazarla a tu página web. Por su parte, los Instagram Stories permiten que tus seguidores estén actualizados regularmente con tu vida. Y por último, los posts de Instagram son un excelente lugar para compartir contenido permanente en tu perfil y feed. Incluir en tus posts los hashtags más populares de Instagram te ayudará a llegar a un mayor número de seguidores y aumentar el engagement de tu contenido. En este canal encontrarás muy buenos ejemplos de marca personal.

  • Otros canales a considerar son YouTube (para videos), Medium (para artículos), Twitter (para contenido de pequeño formato) y Pinterest (para ideas y diseños creativos). La elección de un canal u otro dependerá del nicho en el que quieras desarrollar tu branding personal. O dicho de otra forma: no todo el mundo considera útil estar presente en estas plataformas.

Si quieres ampliar tus conocimientos sobre cómo crear un nombre de marca o profundizar sobre marca personal en redes sociales, consulta nuestra guía sobre marketing en redes sociales.

Y si buscas inspiración, echa un vistazo a nuestros canales sociales en LinkedIn, Facebook, Instagram, YouTube, Medium, Twitter y Pinterest.


c) Crea un logo para tu marca personal


Un logotipo es un signo gráfico de tu marca. Al igual que tu rostro, es un símbolo que todo el mundo asocia contigo y con tu trabajo. Es algo que puedes colocar en cualquier lugar, desde tu página web hasta en tus cuentas en las redes sociales, tarjetas de visita, CV, etc.


¿No tienes un logo todavía? Ningún problema. En muy poquitos pasos puedes diseñar tú mismo tu propio logo con el creador de logos de Wix. Después de responder a una serie de preguntas sobre tu marca, el sistema de ofrecerá varios modelos a elegir y personalizar a tu gusto la opción que elijas. El último paso es descargar los archivos del logo en alta calidad y usarlos en todos los elementos que sostengan tu branding personal - offline y online.


Consejo profesional: sigue estos tips sobre cómo crear un logo online para que el tuyo sea tanto profesional como inconfundible.




d) Personaliza tu email


Según varios estudios, el 35% de los responsables de selección de personal descartan candidatos con direcciones de correo electrónico poco profesionales. Cuando te comuniques con clientes, empleadores potenciales, mentores y cualquier otra persona relevante en tu entorno profesional, es importante que trasmitas una imagen lo más profesional posible. Y para eso, disponer de una dirección de email adecuada es imprescindible.


Puedes crear una dirección de email personalizada hoy mismo. Es tan sencillo como usar el dominio de tu página web como email. Usa por ejemplo info@jaimeconsultor.com en lugar de un email genérico y menos profesional como jaimeconsultor@gmail.com. Este pequeño cambio puede hacer maravillas en tu marca personal y reputación online.




Conclusiones para crear una marca personal


  1. Pasa a la acción. Si no controlas tu personal branding, otro lo hará por ti.

  2. Descubre tu razón de ser enumerando tus puntos fuertes, valores, experiencias y audiencia.

  3. Construye una historia en torno a tu IKIGAI y compártelo allí donde puedas: redes sociales, tu página web, conversaciones, etc.

  4. Sé consciente de cómo proyectas tu imagen en todas las facetas de tu vida – online y offline.

  5. Construye credibilidad colaborando con organizaciones y comunidades afines a lo que haces.

  6. Crea elementos que reflejen tu marca profesional: CV online, logo, email profesional y cuentas personalizadas en las redes sociales.

  7. Sé auténtico siempre.


Publicado por Equipo Wix





es03.png